Capítulo 1: Encuentro entre los dos colosos: elefantes y humanos


Elefante Serengeti. Foto©: benigno@quercus.es]

El sortilegio se produce cuando la comitiva de plantígrados se para ante la comitiva humana.

Félix advierte al oyente que su relato es literario, y mezcla sus vivencias y el rigor científico con licencias narrativas basadas en acontecimientos reales.

Imagina que la vieja hembra que dirige la manada, es como si fuera capaz de captar vibraciones y pulsaciones que le permiten percibir hechos ocurridos hace muchos años. Ese imaginado sexto sentido, detecta  entre los tripulantes de los vehículos a un temible y diestro cazador de elefantes. La alarma se extiende entre los proboscídeos que se paran y no se atreven a cruzar por delante de los vehículos de la expedición. La elefanta agita sus gigantescas orejas, barrita, levanta la trompa, procesa información del presente y del pasado.